Elegir el solvente adecuado para la extracción del material vegetal es esencial si desea obtener todos los beneficios y quién lo sabe mejor que los fabricantes de extractos de hierbas. Si el extracto de hierbas debe usarse por vía oral para las fórmulas de medicamentos, el disolvente será diferente al utilizado para aislar los compuestos de plantas secundarias. Normalmente, en el primer caso, el vinagre, el alcohol y la glicerina vegetal se utilizan al extraer los compuestos de hierbas y, en la mayoría de los casos, el alcohol es el medio comúnmente elegido. Es altamente efectivo en la descomposición de hierbas duras como las bayas y cortezas y ayuda en la extracción de ceras, grasas, resinas, pocos aceites volátiles y muchos alcaloides de las hierbas.

La glicerina vegetal de calidad alimentaria es otro tipo de disolvente que ayuda en la extracción de algunos alcaloides, taninos, ácidos y pocos minerales del material vegetal. Los extractos de hierbas preparados con vinagre se denominan vinagres herbales. Sin embargo, los compuestos de plantas secundarias se extraen por medio de solventes distintos a los utilizados anteriormente. En estos casos, normalmente se usa acetona pura, etanol a un punto de ebullición bastante grande, metanol a un punto de ebullición más bajo o mezclas de agua / acetona. Para la extracción de compuestos lipófilos, se recurre a disolventes como el cloroformo o la gasolina.

En la industria de la pintura, los disolventes desempeñan un papel importante en la dispersión o disolución de la resina o pigmentos para formulaciones de pintura. Permite que la pintura alcance la consistencia requerida para que se pueda aplicar de manera uniforme y sin problemas. La evaporación del disolvente tiene lugar después de la aplicación de la pintura, lo que permite que el pigmento y la resina desarrollen una capa de pintura que se seca rápidamente. Las pinturas a base de solventes son una opción preferida debido a las ventajas de rendimiento que brindan y representan un gran porcentaje de las aplicaciones industriales.

El acabado superior y la flexibilidad de uso son los dos beneficios principales que ofrecen y en algunas aplicaciones, ya que en el caso de los recubrimientos arquitectónicos, es la mejor opción debido a los requisitos de alto rendimiento. Existen diferentes disolventes utilizados en aplicaciones industriales dependiendo de los propósitos. Los licores minerales, nafta VM & P, alcohol etílico desnaturalizado, diluyente de laca, tolueno, xileno son solo algunos de ellos. Sin embargo, los solventes en la industria de la pintura están regulados por los gobiernos debido a preocupaciones ambientales. Pero con los avances en la ciencia y la tecnología, los disolventes modernos de hidrocarburos y oxigenados ayudan a abordar económicamente los problemas ambientales combinados que ofrecen durabilidad y alto rendimiento del producto.

En lo que respecta a los colorantes reactivos, constituyen un ingrediente importante para la industria textil. Con respecto al procesamiento de textiles, hay tres tipos de solventes que se están utilizando; anteriormente, Tri-cloroetileno, metilcloroformo y percloro etileno. Entre los tres, sin embargo, el tricloroetileno es el más adecuado. Aunque se obtienen varias ventajas al teñir con solvente los fabricantes de colorantes reactivos, sin embargo, atribuyen los altos costos de producción al teñido con solvente en el procesamiento de textiles.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here