Tanto si es un contratista independiente como si administra una empresa de construcción, depende de los proveedores. Usted tiene sus proveedores preferidos que le proporcionan los materiales de construcción que necesita. La mayoría de las veces, las cosas van bien.

Sin embargo, ¿qué pasa con el día en que algo inesperado sucede? Por ejemplo, un proveedor fuera del estado modifica el procedimiento de entrega, lo que resulta en retrasos en el avance. O bien, uno ubicado a dos zonas horarias de distancia se encuentra con un obstáculo imprevisto, como una ventisca sorpresa que impide que su envío llegue. Los materiales con los que contabas ahora no se presentan. Está atascado, no puede continuar hasta que llegue el envío de suministros de su edificio. Todo su programa experimenta una demora imprevista y muy costosa.

¿Suena familiar? Muchas empresas operan de esta manera. Todo va muy bien hasta el día en que una entrega crítica se retrasa unos días. En algunos casos, este contratiempo puede ser suficiente para que sus clientes cancelen un proyecto y se vayan con un contratista diferente. No hace falta decir que esto puede ser devastador para su negocio.

Cuando necesite entrega el mismo día

Cuando la industria de la construcción está en auge y los contratistas están ocupados trabajando horas extras para remodelar los negocios y hogares de los clientes, los horarios son extremadamente ajustados. No puede permitirse un retraso de varios días. Incluso una interrupción de un día puede tener repercusiones.

Además, puede haber ocasiones en que inesperadamente se quede sin madera u otros materiales. Supongamos que un montón de madera se incendia y se arruina, o su especialista en pedidos cometió un error de cálculo y se encuentra con menos material del que creía. Los escenarios de la vida real como estos hacen que las entregas de suministros de edificios en el mismo día sean cruciales para el éxito de cualquier negocio relacionado con la construcción.

La entrega local ofrece muchos beneficios

Existen otras ventajas clave al comprar materiales de construcción de un proveedor local en lugar de tratar con un negocio que se encuentra a muchas millas de distancia. Incluyen:

– Ponerse al teléfono y pedir algo para entrega inmediata.
– Conducir directamente al negocio y elegir el inventario que desea.
– Establecimiento de una relación personal, cara a cara con su proveedor.
– Contar con un proveedor confiable de suministros de construcción en el área que trabajará diligentemente para satisfacer sus solicitudes especiales

Tener un proveedor local le da tranquilidad. En cualquier emergencia imprevista, hay muchas posibilidades de que puedan ayudar. Un proveedor ubicado lejos no podrá ayudar en caso de apuro.

Otras consideraciones de entrega de suministros de construcción

Cuando trabaja con un proveedor local, puede evaluar rápidamente la confiabilidad de la empresa. Pronto sabrás cuándo o no son adecuados para ti. Con un proveedor de larga distancia, puede llevar más tiempo determinar qué tan confiables son.

En construcción, obtener sus materiales a tiempo traducidos a una mayor eficiencia y extremadamente, mejores ganancias. Cualquier retraso desperdicia dinero. Además, si recibe un envío en el que la calidad de los materiales no cumple con sus estándares, una empresa local puede hacer un cambio de plazo el mismo día, enviando suministros de mayor calidad para el final del día. Un proveedor distante nunca podrá igualar eso.

La conclusión es la siguiente: para una entrega más rápida y un proceso de pedido más sencillo, conviértase en local.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here